Guerrillas

                                          Dedicado a Juan Rulfo 
 
Allá desde los collados
por allá me gritaron una vez:
“¡Guerra, guerra, no hay cañones
ni balas, pero hay guerra!”
 
 
La tierra absorbió la sangre
de los caídos, y la luna
miró con desdén a los hombres
con latidos.
 
 
El mensajero nos dijo a todo el
pueblo: “¡Guerra, guerra, no hay
armas ni pólvora, pero hay guerra!”
 
 
La noche cayó mientras
preparábamos las cosas para
partir, hacía mucho calor,
pareciera que algo hervía
en nosotros.
 
 
Y mientras caminábamos
hacia donde se
desataba la batalla
a algún loco se le
escuchó decir: “¡No hay
guerra, no hay guerra,
nos han devuelto
nuestras tierras!”…
 
 
                                                  Black Gunner* Original de Febrero 2006
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s